V i S i T a S

miércoles, 29 de julio de 2009

Qué hacer (What to do)

No puedo estar todo el día abrazado al aire acondicionado y dándole besitos, así que de vez en cuando cuelgo algún vídeo. Buddy Holly siempre ha sido y será uno de mis favoritos. Las canciones que grabó sólo con su guitarra en el apartamento de Nueva York, unos meses antes de morir trágicamente, son fabulosas, como ésta: What to do.

lunes, 27 de julio de 2009

Shame, shame, shame,



Colgué el primer vídeo en el famoso Youtube y puse: Santiago Penagos - Shame, shame, shame. A song written by Jimmy Reed, he make the record in 1963, the year I was born. Entonces un alemán, o por lo menos uno que vive allí, me hace el siguiente comentario: "***** I like that version but you should have played that intro from the original song,too.
I like to invite you to my tribute to Jimmy Reed.
I did an animated short film.
I hope you enjoy it like I enjoyed your song here.
I find your singing and the accent very symphatic.
I hope you do more JIMMY REED in the future.
bye"
Raudo y veloz le contesto: "You're right, I should have also made the intro, just record it again with an electric guitar by following your advice. My English is very bad, thanks for calling it "symphatic" and thank you for your comment."
A su vez él dice: "Maybe your english is "bad" but not on this song. You are a spanish person singing in english and that is okay if people hear that. It makes no sense to pretend being a black american. It is even refreshing to me because it brings a personal note to your version unlike many american versions who are just emulating the same sound over & over again. After all JIMMY had a very personal note in his music and you could not have mistaken him for somebody else. So it's ok doing the same with your cover."
Entonces cuelgo el tema, ya con la intro, como él sugiere y se lo dedico: "Cuchillo - Shame, shame, shame. A Jimmy Reed song, cover by Cuchillodedicated to 2009framat. I hope you like it, this time with intro. I could do better but I think that's the way of blues also". aquí está:


Para acabar su comentario agradecido: " Great version! Thank you for the dedication. Like Chuck Berry JIMMY REED was able to write very stong songs which fit various styles and singers. You are the proof! It is a art to write such songs. Not many people can do songs which were done by Ray Charles, BB KING or Elvis without looking some kind of pale in comparison to them.
But with Berry & REED it is different (and it is not because they are not as good as the other three I mentioned).
I feel honored."

Bueno, aquí ya lo dejo. Buf, ¡qué calor¡

Háblame


Una canción que escribí hace muchos años, cuando me gustaba escuchar una tertulia de radio donde participaba Juan Adriansens. Es un esbozo, como tantas otras que cuelgo, está sin terminar. Pertenece a una colección de canciones que espero grabar bien algún día pero no sé cuando.

HÁBLAME

POR FAVOR, TÚ SABES HABLAR
Y HABLAS DE COSAS QUE ME GUSTA ESCUCHAR,
EN MI HONOR, SÍ, VUELVE A CONTAR,
AQUELLA HISTORIA DE LOS PUEBLOS DEL MAR.
TENGO QUE ESPERAR,
ESO ME HACE SENTIRME MAL,
AQUÍ SIN NADA QUE HACER,
QUIERO ESCUCHARTE HASTA EL AMANECER.

HÁBLAME DE GEDEÓN,
DE GILGAMESH, DE AGAMENÓN,
CUENTAME LA HISTORIA DE AMOR DE EROS Y PSIQUE
OTRA VEZ POR FAVOR,
TENGO QUE ESPERAR,
ESO ME HACE SENTIRME MAL,
AQUÍ, SIN NADA QUE HACER,
SÓLO ESCUCHARTE HASTA EL AMANECER.

DEL CORAZÓN DELATOR, DE LA DIOSA BLANCA,
DE LOS CACHORROS DEL LEÓN DE AMÍLCAR BARCA,
DEL HALCÓN MALTÉS, DE BETSABÉ,
DEL LINAJE DE ROCA SALADA DE BRETAÑA.

POR FAVOR, TÚ SABES HABLAR
Y HABLAS DE COSAS QUE ME GUSTA ESCUCHAR,
EN MI HONOR, SÍ, VUELVE A CONTAR,
AQUELLA HISTORIA DE LOS PUEBLOS DEL MAR.
TENGO QUE ESPERAR,
ESO ME HACE SENTIRME MAL,
AQUÍ SIN NADA QUE HACER,
QUIERO ESCUCHARTE HASTA EL AMANECER.

sábado, 25 de julio de 2009

Carlos Gardel - Soledad


Yo no quiero que nadie a mí me diga
que de tu dulce vida
tú ya me has arrancado.
Mi corazón una mentira pide
para esperar tu imposible llamado.
Yo no quiero que nadie se imagine
cómo es de amarga y honda mi eterna soledad.
Pasan las horas y el minutero muele
la pesadilla de su lento tic tac.

En la doliente sombra de mi cuarto al esperar
sus pasos que quizá no volverán,
a veces me parece que ellos detienen su andar
sin atreverse luego a entrar.

Pero no hay nadie y ella no viene,
es un fantasma que crea mi ilusion
y que al desvanecerse va dejando su visión
cenizas en mi corazón.

En la plateada esfera del reloj
las horas que agonizan se niegan a pasar.
Hay un desfile de extrañas figuras
que me contemplan con burlón mirar.

Es una caravana interminable
que se hunde en el olvido con su mueca espectral.
Se va con ella tu boca que era mía.
Sólo me queda la angustia de mi mal.

Música: Carlos Gardel Letra: Alfredo Le Pera

jueves, 23 de julio de 2009

Miedo


Cuando eres niño tienes temores que te asaltan desde la oscuridad. Algunos inculcados por tus padres, llámalo coco o el hombre del saco. Mi madre nos decía, yo era muy nano, que en el cuarto de los contadores vivía una bruja y yo miraba aquella puerta, siempre cerrada, con respeto cuando subíamos al terrat. Tenía pánico cuando pensaba que podía morir mientras dormía, sin enterarme. Lo peor era eso, que no te dieras cuenta. Las películas de miedo, buf, las imágenes volvían cuando intentabas dormir. Aquellos miedos infantiles dieron paso a otros más reales. Siendo crío sufrí algunos atracos, de chavales un poco más mayores, como nunca tenía nada, no pudieron quitarme nada, excepto, creo recordar, un cortauñas. Una vez alcancé el tamaña máximo en mi persona, con 1,83 metros de altura, ya no me atracaron más. Luego estaba la policía, todavía había muchos residuos del franquismo en aquellos años, y solían pasarse con la gente. La verdad es que aún hoy, si no te multan es porque no les apetece, siempre te pueden pillar en algo, lo que sea. Más tarde llego Hacienda, singular enemigo del contribuyente incluso cuando no tienes la menor intención de defraudar un céntimo. Con los años y la experiencia aprendes a temer a todo y a todos y que las "buenas personas" también tienen mucho peligro.

Sin palabras


Cuando trabajaba como vendedor, tenía un compañero que solía decir: "vender, yo vendo el Micalet pero cobrarlo, eso ya es otra cosa". Esta viñeta me lo ha recordado y también que en los tiempos que corren, la crisis, ya sabes, qué mal lo pasarán, los vendedores que no los esquimales. Aunque hoy, desde luego, con el poniente que sopla, viene un esquimal a Valencia y se muere. Llámame como quieras pero ¡qué días estos de la canícula¡ se me van las ganas de vivir.

jueves, 16 de julio de 2009

Mark Twain & Willis Haviland Carrier



Mark Twain decía que Adán se hizo famoso por inventar el pecado y que eso era una tontería enorme, ya que lo podía haber inventado él, a lo cual, como tantos otros pecadores, puedo adherirme sin discusión. Willis Haviland Carrier (1876-1950) inventó el aire acondicionado y merece un sitio preferente en mi galería de héroes admirados. Envidio sanamente a la gente que lleva bien el calor, ¡cómo me gustaría ser uno de ellos¡. Si no fuera por estas máquinas de refrigeración mi casa sería insufrible en verano. Ahora que, lo que gasto en el estío me lo ahorro en el invierno en calefacción, menos mal. Gracias Mr. Carrier, usted sí que merecería un monumento, por lo menos en las zonas cálidas.

miércoles, 15 de julio de 2009

Adiós Angelina



Una versión en castellano del tema de Bob Dylan: Farewell Angelina. La letra, que nada tiene que ver con la original, fue grabada por el grupo sevillano Los Payos en 1968 pero no sé quien la escribió.

Adiós Angelina
Te marchas de aquí
Mis campos dorados
Se quedan sin ti
Campanas y trigo
Sin voz, sin color
Adiós Angelina
Los cielos se nublan
Recobran su voz

Mis hojas y a veces
Mis ramas sin flor
Son ritmos y quejas
Perfumes de adiós
Olivos y polvo
Sin frutas con sed
Adiós Angelina
Los cielos se cubren
Oscuros de ayer

Las calles sin sombra
Puñales de sol
No quieren el agua
Si mata tu olor
Mis nubes, tus cantos
Son eco de sol
Adiós Angelina
De lluvia que nace
De amor que murió.

Sobre Rosita Alvírez y otras cosillas sin importancia.


Esto es una amenaza en toda regla: el otro día me acordé de una canción que compuse junto al Señor Marí. Hicimos la música entre los dos y yo me encargué de la letra. Respondía al nombre de "El rey de la basura" y trataba de un hecho real, un caso verídico como decía aquel humorista, que sucedió en México. Lo leí en El País, un asqueroso tipejo, mafioso y repugnante que explotaba salvajemente a los pobres que rebuscaban en los basureros del D.F. Murió a puro balazo pero no a manos de alguno de esos "pepenedores", que es como llamaban a los que hurgaban en la inmundicia, sino por los disparos de unos sicarios contratados por su esposa, harta de las palizas que le daba. El estribillo citaba una famosa ranchera llamada "Rosita Alvírez" que tiene un párrafo demoledor:
"La noche que la mataron,
Rosita estaba de suerte:
de tres tiros que le dieron,
nomás uno era de muerte.
Hará como unos quince años, volviendo con mi abuela Concha del chalé de un tío, le puse Rosita Alvírez y le gustó mucho. Me contó una historia que sucedió en Hellín en una línea parecida, cuando ella era joven. Bueno, antes de que se me escape alguna lágrima, tengo que decir que he dedicado esta versión a un amiguete mejicano llamado Microbial, por sus comentarios de ánimo. Cuando grabo estas canciones echo de menos a Paco Orozco...

lunes, 13 de julio de 2009

Laurence Olivier , Horacio, Asimov y quien sabe quien más...


Me ha llegado en Facebook un mensaje de uno de los, digamos, club de fans de Laurence Olivier allí. En el dichoso feisbuc hay grupos de cualquier cosa pero Sir Lawrence Olivier no es cualquier actor o director. Ser fan suyo no tiene ningún mérito, cualquier persona con un mínimo de "yoquéséelqué", por definirlo de alguna forma, debería serlo. Es mi modesta opinión, por supuesto. Desde niño me gustó, en Rebeca, Espartaco o La huella y muchas más incluyendo sus adaptaciones de Shakespeare como Hamlet o Enrique V. El caso es que el mensaje acababa con: “The deceased are dead only when forgotten”. Creo que podría traducirse como "los fallecidos sólo están muertos cuando son olvidados". Eso me ha recordado un verso de Horacio: «Muchos valientes hubo antes de Agamenón, pero todos ellos están sepultados en la noche eterna, sin que nadie les llore, desconocidos, porque no tuvieron un poeta sagrado.» Lo descubrí en uno de mis artículos favoritos de Isaac Asimov que se llama: "Un poeta sagrado" y que es muy recomendable. Inmediatamente esto me ha sugerido una excelente película española, de las pocas que me gustan, llamada: "Nadie hablará de nosotras cuando hayamos muerto". En fin, aquí me detengo, una vez más cansado y confundido.

martes, 7 de julio de 2009

No Te Conviertas En Sal


Otra canción más. Habla sobre el hecho de que a veces hay que soltar lastre. Cada año que pasa vas cargando sobre ti más y más cosas. Pero de todo lo que te hace daño, siempre hay algo que acierta a darte donde más te duele ¿y entonces qué?

domingo, 5 de julio de 2009

El Señor Don Gato

No todo era John Houston


A partir del cambio de régimen, por fin se murió aquel tipo bajito con bigote y voz aflautada en 1975, descubrimos un nuevo tipo de cine, acompañando a films tipo Doce del patíbulo, en las salas de reestreno, había muchas antes de la comercialización del video, hacían películas subidas de tono. Tenías que aguantar un par de horas de puro aburrimiento por unos minutos escasos de ver “algo interesante”, justo en ese momento la temperatura subía varios grados. Muchas eran italianas, solía salir un tipo realmente feo al que hizo famoso Fellini en su película Amarcord, recuerdo una, mala donde las haya, que se llamaba La profesora de ciencias naturales, eso si la protagonista estaba muy buena. Hacíamos que Rafa sacase primero su entrada porque una vez no le dejaron pasar, tenía "baby face", no veas la mala leche que le entró, casi nos pega. Era un poco humillante hacerle pasar por eso pero todavía peor hubiera sido que se quedara solo toda la tarde y con sus amigos en el cine. Todo esto sin que se enterasen nuestros padres, lo único que había que hacer era indicar que íbamos a otra sala. En una de esas sesiones creí reconocer al padre de Vicente tres filas de butacas más adelante y cuando se lo dijimos este recorrió toda la fila de asientos vacíos, estábamos en la quinta fila, caminando a gatas para no ser sorprendido, los demás nos revolcábamos de risa. Nosotros teníamos claro que esas pelis eran malas pero eran en las que veíamos “carne” y nos conformábamos con una al mes. Tampoco creo que nuestros padres nos hubiesen mandado al paredón por pillarnos pero como el sexo era algo que no existía en las conversaciones con ellos, preferíamos que no se enterasen. Creo que uso el plural con propiedad. Éramos hipercríticos y bastante crueles entre nosotros, discutíamos por todo pero siempre nos reconciliábamos. Nos pasábamos las cintas de casete y los libros que nos gustaban y hacíamos grabaciones caseras, intentando copiar las cintas originales, pero hasta que descubrimos que se podía hacer con un cable y no a través del micro, sonaban muy mal. Durante años fuimos juntos Juan, Rafa, Vicente y yo, más o menos desde los 12 hasta los 18. Vicente fue el primero en desligarse cuando se tomó más en serio la religión, Juan posteriormente, ya terminadas las milis, cuando se centró del todo en su novia y optó por distanciarse y Rafa y yo seguimos manteniendo la amistad hasta el día de hoy. En la escuela tenía amigos pero no como los de mi grupillo, eran más circunstanciales.

jueves, 2 de julio de 2009

Cansado (pero no importa)

Cansado, los dedos apenas consiguen levantarse del teclado, justo cuando el calor aprieta las cosas se complican, como siempre. Me siento como el caballo de Rebelión en la granja. El trabajo: ¿don del cielo o maldición bíblica? Who knows ¡ ¡ ¡