V i S i T a S

viernes, 2 de febrero de 2018

En Un Mundo Nuevo





Otro febrero, el mes más corto del año, y así es porque los antiguos romanos pensaban, tan supersticiosos ellos, que era funesto y por eso debía tener menos días. A principios del año 2008 tenía la sensación de que algo iba a pasar y no precisamente bueno, la idea crecía como un tumor maligno en mi cerebro, intenté desterrarla, ¿por qué tenía que ser algo malo, por qué no podía ser algo bueno de veras? Otra creencia quizás igualmente estúpida o quizás no, que los pensamientos positivos traen cosas positivas y al revés, me aferré a eso. Me dio por escuchar una canción de mi niñez, escrita por Tony Luz, sobre un mundo nuevo en que tus sueños se harían realidad, como un intento de postivar todo, de que ese "algo" fuera bueno. Lo deseé con todas mis fuerzas. Mi hija llevaba unos días extraña, rara, comportándose de una forma que nos sorprendía y entonces llegó la diabetes. No me lo podía creer, no era algo malo, era algo malísimo. Fue justo en las fiestas de febrero de Campanar, cuando comienzan a poner las paraetas del porrat de la Verge, como si hiciera falta recordármelo, eso me lo trae de vuelta a la mente. Además este mes se cumplen diez años de aquello. Un manotazo duro, un golpe helado, un hachazo invisible, como dijo el poeta, que cambió mi vida para siempre. Me parece que fue la última vez que lloré. 

No hay comentarios: