V i S i T a S

lunes, 15 de diciembre de 2014

Guitarras Sin Cuerdas

Pesadillas recurrentes. Una que se repite desde hace años, los dientes se me caen y empiezo a escupirlos como en los viejos dibujos animados tras un fuerte puñetazo. Otra que vuelve de vez en cuando: salgo a tocar pero la guitarra no tiene cuerdas, lo cual me extraña terriblemente. Algún alma caritativa me presta una pero entonces no tengo cable.. ¡Como demonios voy por ahí a tocar con una guitarra sin cuerdas y sin un miserable cable¡El público se impacienta.  También que de pronto echo a volar y me pregunto porqué no lo había hecho nunca antes, es la forma más rápida de llegar a cualquier sitio y yo cogiendo el autobús. 

No hay comentarios: